Últimas Noticias

La falta de situaciones de gol, una de las explicaciones

Al cabo de los últimos partidos, el discurso de Rodolfo Arruabarrena comienza a ser recurrente: el reconocimiento del bajo rendimiento se ha tornado moneda corriente desde la derrota ante Racing. En distintos puntos de análisis posibles, el DT no duda en reconocer la falta de generación de juego y las pocas situaciones de riesgo en ofensiva. Aún habiendo terminado con cuatro o cinco atacantes en los últimos dos partidos.

En el desglose, Arruabarrena lleva dirigidos 10 partidos y su equipo pudo convertir 14 goles. El saldo resulta favorable al considerar, incluso, que se lograron cinco victorias y sólo dos caídas -ambas como local-.  Sin embargo, la escasa efectividad de los delanteros es un dato alarmante para proyectar la continuación de un sendero ganador a tal punto que, aún en las variantes implementadas, los de arriba no convirtieron en los últimos tres compromisos ante River, Rosario Central y Deportivo Capiatá.

La estadística resulta más compleja si se contempla que el 50 por ciento de los goles de la etapa de Arruabarrena fueron convertidos por los defensores: el “Cata” Díaz ante Velez, Leandro Marín frente a Rosario Central -en dos oportunidades-, Lisandro Magallán en el Monumental, José Fuenzalida sobre el cierre del compromiso de Copa Sudamericana y Mariano Echeverría el último fin de semana.

“No me preocupa la falta de contundencia de los delanteros, me preocupa la falta de generación de situaciones de gol”, remarcó el “Vasco” en más de una conferencia de prensa. De momento, el DT no evalúa la posibilidad de modificar el esquema táctico en pos de concretar más llegadas certeras al área rival. Deberá entonces convencer a los jugadores del camino a seguir para lograr mayor profundidad ante equipos que se cierran sobre su propio campo.

Dejá tu comentario

About The Author

Related posts