Últimas Noticias

Boca desperdició la chance de ser líder que lo apronta a otra semana polémica

Inicial 2012: Boca Jrs. 1 – 1 San Martín (SJ)

En un partido de idas y vueltas, Boca sólo empató con San Martín de San Juan. La visita se había puesto en ventaja con gol de Bogado de penal por falta de Schiavi quien, erró un penal, y luego, emparejó la historia. La gente coreó a Riquelme y exclamó su sentir vaticinando otra semana hardcore.

BUENOS AIRES.- Así es Boca. Bipolar, ciclotímico, depresivo y alegre. Hoy gana y todo es fiesta y euforia, toca el cielo con las manos. Mañana, empata o pierde, y abunda la incertidumbre, las polémicas y, absolutamente, todo puede pasar. Es que los más de 10 años que colocó a Boca en la cima del mundo, lo sigue penando en la actualidad, donde si no gana ya se habla de mera “crisis futbolística”. Sólo basta un tropiezo para que todos comiencen a cuestionar los planteos, jugadores, el técnico y ni la dirigencia se salva. Los protagonistas empiezan a responsabilizar al estratega del porqué de su ausencia en el once titular sin hacer la más mínima autocrítica para darse cuenta porque nace la variante. Los únicos que ponen paños fríos son el técnico y dirigentes. De todos modos, habrá siete días más de miedo que “podrían” calmarse, en Córdoba, ante el difícil Belgrano.

Está claro. Boca no jugó bien, ni hizo lo mejor para cambiar la magra imagen que dejó el fin de semana anterior ante Lanús. La cara del ex deté de Banfield comprobó que a sus dirigidos no les estaba saliendo nada de lo planeado mucho menos a Rolando Schiavi que, a pesar del gol, tuvo una noche bastante opaca. El equipo no hace mucho para cambiar el clima hostil que se pronostica se quedará una semana más en la Ribera. Otra vez lució débil, desconcertado, inseguro, expuesto en el fondo y sin ideas de juego apostando al pelotazo y a los centros que den a la cabeza de Silva o Viatri. El desabrido nivel, contagio a las joyas como Viatri y Sánchez Miño quienes ya no tienen la frescura de antes. A los 33’ de la etapa inicial, Schiavi le cometió penal a Osorio que Mauro Bogado cambio por gol, ganaban los sanjuaninos 0 a 1. El Flaco, tuvo su revancha, pero a los 40’ marró un penal. En su orgullo herido, a los 45’, Rolo fue arriba y tras centro de Sánchez Miño, desde la izquierda que pivoteó Silva, el “2” la agarró como vino y golazo, 1 a 1 Final en la Bombonera.

Una vez más los dirigidos por Falcioni no supieron sacarle provecho al hombre de más con el que contaron, desde los 39’ del primer tiempo (como ante Argentinos, Unión e Independiente, en la Sudamericana), por la expulsión de Gastón Caprari dejando ver la enorme falencia que tiene a la hora de calmar la angustia por ganar y merodear el área rival hasta que este, ante tanto toque, se agote. En el final los hinchas despidieron al JC entre insultos, silbidos y coreando a Riquelme. “La gente siempre quiere ganar. Tiraron papelitos… Está bien que el hincha opine. Me parece perfecto que los hinchas se expresen. No tengo interpretación sobre los gritos. El equipo buscó, fue dominador. Jugamos un gran segundo tiempo y el rival no cruzó la mitad de la cancha, sólo llegaron con la jugada del penal. Boca controló el balón y fue dueño del juego, aunque nos faltó profundidad”, fue el análisis del deté. ¡Qué semanita se viene señores!

Twitter: @juarezriquelme

Dejá tu comentario

About The Author

Related posts